Datos personales

Mi foto
Escribo desde siempre. Sin pretensiones intelectuales, ni locas vanidades de reconocimiento. Alentada por la persona que más amé en el mundo, a quien agradezco y humildemente dedico este blog... a mi madre.-

Bienvenidos

Aquéllos que me conocen me reconocen en lo que escribo, los que no, pueden empezar a hacerlo desde aquí; de cualquier manera ten la gentileza de dejar tu sincera opinión.
Ojalá lo disfruten.-

viernes, 24 de febrero de 2017

LA DURMIENTE DEL VALLE


Un pájaro negro llegó de repente,
se clavó en mi pecho muy fuerte, muy fuerte,
dijo que la culpa era toda mía
y yo le creía.


Vino de otro mundo, de tierras lejanas
donde las envidias forman telarañas,
bebió de una fuente tan contaminada
de agua envenenada.


Me caí al piso, rodé en la ladera
como si la hierba curarme pudiera,
un rastro de sangre bordó la colina
con mi vida entera.


Al pasar los días blanquearon mis pieles
y un par de palomas vinieron a verme,
hurgaron mi pecho y sólo llevaron
la paz que me duerme.





Ilustraciones Benjamín Lacombe

lunes, 20 de febrero de 2017

PORQUE LA LUNA EN SÍ NO ERA DE QUESO




Porque la luna en sí no era de queso,
era casi un cartel pegado al cielo
donde tú me leías unos versos
y yo sólo vivía en tus te quiero.

Porque el azul del cielo no era noche
hubo tardes de abril color acero
amaneceres rojos y en silencio
asfixiando los besos que no beso.

Porque el silencio nos fue dejando paso
a una desidia tirada por el suelo
era tan claro lo oculto y lo secreto
y era tan obvio que había oscuridad.

Porque un alud se deslizó en mi pecho
y congeló mi azúcar y mi sal,
cubrió los montes y valles de mi cuerpo,
ahogó mi llanto, mi respirar.

Porque el por qué no tenía respuesta
no había maneras para explicar
cómo el amor hacía tanto daño,
cómo el amor quitaba libertad.
…………...

LA VIEJA LOCA





Parecía imposible que a mí me sucediera,
llegar a los sesenta, peinar mi pelo cano,
quejarme por dolores que nunca había tenido,
olvidar lo de ayer, recordar lo lejano.


Yo pensé que los años me harían más adusta,
sin embargo me río como una chiquilina,
no me corre la prisa, casi nada me asusta,
porque las flores bellas también tienen espinas.


Siento que ya he cumplido, que ya lo he hecho todo
y me siento tranquila y hago todo a mi modo,
sigo siendo atrevida, me río, bailo y lloro
y aunque nadie lo crea yo también me enamoro.


Más allá de lo triste, de lo que duele tanto,
más allá de lo incierto y de los desencantos,
a pesar de caerme siempre me he levantado,
a pesar de tu falta yo te siento a mi lado.


Parecía imposible que a mí me sucediera,
sin embargo ya tengo la edad de mis abuelas,
escucho lo que quiero, aún no tiemblan mis manos
pero sueño despierta con los ojos cerrados.


Algunos que critican, dirán: “qué vieja loca”,
no saben que a esta altura esas cosas no importan
sigo siendo la misma que sabe y se equivoca
y goza como niña de esta vida tan corta.

sábado, 11 de febrero de 2017

SALTO DE FE



Estoy pulida de amor y desenfreno,       
pulida sí, brillante en el olvido
con un baño de nácar en mis dedos
y un jacinto morado de vestido.


Vivo cayendo siempre al mismo suelo
de piedras azuladas de zafiros,
con águilas surcando un mismo cielo
repleto de ángeles y de vampiros.


Parece que ya no siento más miedos,
los terrores quedaron en suspenso,
la soledad les fue poniendo freno
o la necesidad los tiró lejos.


Si supieras lo mucho que te pienso
aunque a veces parece que no vivo,
bajo el caparazón de mi silencio
galopa un corazón a ritmo fijo.


Me siento caracol, coral de tiempo
sin ánimo de usar mi pensamiento,
soy lluvia sobre el mar, tímido vuelo,
la caída invisible de un pañuelo.


No escucho, no veo ni saboreo,
no huelo ni acaricio con mis dedos,
no tengo más sentidos que el secreto
de confiar ciegamente en mis deseos.

Leap of Faith - Amanda Cass